domingo, 18 de diciembre de 2011

Timisoara, 22 años después


Fue el 17 de diciembre de 1989. El pastor religioso húngaro Lázsló Tökés había criticado abiertamente en la prensa extranjera el régimen comunista de Ceausescu, cuyo régimen cometió la descomunal torpeza de querer trasladarlo de la ciudad en represalia a estas manifestaciones.


Y digo equivocación porque a partir de ahí se iniciaron una serie de manifestaciones en la ciudad que fueron brutalmente reprimidas, al incluir cantos religiosos y libertarios, que fueron tomados por anti-comunistas: de cañones de agua y gases lacrimógenos se pasó a la intervención del ejército al día siguiente provocando una matanza, especialmente cuando los estudiantes que cantaban una canción prohibida por el régimen "Despierta, rumano" corrieron a refugiarse en la catedral ortodoxa y al no poder entrar en la misma fueron abatidos en las escalinatas a cañonazos.



Ceausescu optó por reafirmarse en su fanatismo y optó por hacer un acto propagandístico el día 21 de diciembre de 2011, que tuvo consecuencias funestas y que acabó arrasando con todo, incluido con el propio dirigente y su esposa, en un proceso lamentable denunciado en su día al parecer por Amnistía Internacional, al ser más propio de la ley del Talión que de una sociedad civilizada donde como mínimo existen unas garantías y unos derechos para los acusados.



De todas formas, es una lástima que tuviera que correr sangre en Rumanía para que los estados occidentales tomaran una posición contraria y firme contra Ceausescu. Nixon, la reina de Inglaterra, don Juan Carlos I, Charles de Gaulle o Jimmy Carter, pretendidos "demócratas", no tuvieron ningún problema bien en recibirle en sus países o bien en pasearse por Bucarest como anfitriones. Y todo por el gesto del dirigente rumano de "distanciarse" de Moscú...

Después denunciarían al régimen cuando ya había dejado de ser útil para sus intereses.



Hipócritas y canallas todos, y el pueblo siempre la víctima.



viernes, 9 de diciembre de 2011

Contra la dictadura de Angela Merkel


Regreso a escribir a mi blog, tras un año de reflexiones varias y habiendo dirigido mis pensamientos a cosas que no crean que sean del interés de ninguno de mis lectores, pasados presentes y por venir...

En la actualidad, no puedo menos que mostrar mi gran preocupación ante la ofensiva brutal desde las instituciones europeas (Parlamento, Comisión, Banco Central Europeo, señor Barroso, señor Van Rompuy) y de algunos dignatarios (especialmente Angela Merkel y Nicolas Sarkozy, especialmente la primera) contra los avances sociales que tanto nos ha costado conquistar.
Además de erradicar la identidad de los pueblos y de condenarlos a la miseria con un plan de privatizaciones masivas que aplasta derechos, pone a los funcionarios en la picota y nos sitúa a las puertas de una sanidad de pago a la americana (que para cualquiera que haya visto el film "Sicko" de Michael Moore sabrá que es una verdadera hecatombe y un negocio para las aseguradoras médicas y farmacéuticas a expensas de la salud del ciudadano) .

Por otra parte, ¿qué legitimidad tiene la CDU de Merkel para gobernar más allá de sus fronteras?... Pueden considerarme un insensato pero sólo Hitler llegó a tener tanta influencia en Europa con sus agresiones e invasiones continuas.
¿A dónde va a llevar esta crisis económica?. ¿Qué soluciones se esperan a corto o medio plazo condenando a los trabajadores al paro o a una reducción de su salario en el mejor de los casos?...

El sistema neoliberal es un maldito fracaso y es hora de empezar a llamar a las cosas por su nombre, antes de que tengamos mucho que lamentar.

viernes, 24 de diciembre de 2010

En apoyo a José Manuel Blecua, director de la RAE


Desde que el aragonés José Manuel Blecua Perdices expresara en varios medios su apoyo a la política lingüística catalana y a su sistema educativa, y dijera que todas las lenguas merecen la misma consideración no han parado de lloverle críticas a diestro y siniestro.

He leído auténticas barbaridades demonizando a esta persona a la cual me voy atrever a defender.


Y lo voy a hacer desde el punto de vista personal y humano, pues tuve el honor de ser alumno suyo en la facultad de Filosofía y Letras de la UAB, nada menos que en cuatro asignaturas (fue, con mucho, el profesor que más tuve): lexicografía del español, dialectología del español, comentario lingüístico de textos literarios españoles y taller de escritura.


Era una gran persona en todos los sentidos, de una sapiencia y sencillez extremas, muy educado con todos sus alumnos y con el cual tuve una pequeña anécdota en la que llegó a llamarme cariñosamente "desastre" por escribir incorrectamente la expresión "cajón de sastre" haciéndolo como "cajón desastre"... (sus motivos tenía, y al final me acabó aprobando con la simple condición de que fuera a la biblioteca y mirase bien qué era un "cajón de sastre" y cómo se escribía).


No cabe en ninguna cabeza que alguien acuse a este señor de "enemigo de la lengua española". A pocas personas he visto enseñar con más entusiasmo sobre ésta nuestra lengua, pero como buen lingüista también nos enseñó (él y otros docentes) a amar a todas y cada una de las lenguas y a todas y cada una de sus variantes. Eso se llama tolerancia.


De modo que me parece muy bien que momias como Gregorio Salvador hayan quedado apartadas de la RAE. Y si me expreso así respecto a este señor es porque en una entrevista en Libertad Digital en la que iba más allá de la ideología del presentador argumentaba que la existencia de lenguas en España no era una riqueza sino "un estorbo para la comunicación". Y porque calificó de "ataque a los derechos humanos" la inmersión lingüística en catalán(no digo que no se pueda discutir la misma, pero hacerlo en estos términos me resulta excesivo). Y porque manifestó que la persecución al catalán durante el franquismo "fue una cosa mínima"... Y porque tuvo el rostro de decir que los imperios nunca tuvieron la intención "de imponer lenguas"...


Si en lugar de tener al frente de tan insigne institución a un talibán de la lengua española tenemos a alguien al que su amor por el español no le excluye amar a las demás lenguas... ¿dónde está el problema?...

¿O es que el defender a las demás lenguas lleva intrínseco un ataque a la lengua española y a la nación, como no para de repetir el jefe de filas de EsRadio?... Francamente, Blecua ha estado en Cataluña desde que, como explicaba él, en la biblioteca de la UAB sólo había el listín telefónico y poco más, es decir lleva mucho, pero que mucho tiempo aquí. Conoce de primera mano el terreno y sus palabras sabias merecen un respeto.


Feliz Navidad y enhorabuena, doctor Blecua. Los que le conocemos confiamos en usted :))

sábado, 27 de noviembre de 2010

Una bellísima canción para todos vosotros


Deseo que os guste...

La cantante francófona de origen griego llamada Vicky Leandros ganó el festival de Eurovisión con "Après toi". Sin embargo, unos años antes logró la quinta plaza en el mismo certamen con "L'amour est bleu", a mi juicio, un tema mejor conseguido que él que le llevó al éxito.

Disfrutadlo y buen fin de semana.

lunes, 22 de noviembre de 2010

Me pregunto qué tendrá que ver...


Como la mayoría de mis lectores sabrán, el pasado mes de julio el parlamento catalán aprobó una resolución para prohibir las corridas de toros en mi comunidad, lo cual todavía está por ver que se acabe cumpliendo.

Votaron a favor de la misma la totalidad de los diputados de ERC y de ICV, la mayoría de CIU y una parte significativa del PSC. En contra, cuatro diputados de CIU, una parte importante del PSC, y el PP y Ciudadanos en su totalidad. No fue una mayoría abrumadora, pero sí suficiente.


Ya dije en su momento que era una medida del todo politizada y que evitar el sufrimiento del animal era la excusa para eliminar un "elemento de españolidad" más, tal y como después ha quedado del todo patente con la no-prohibición de los "Correbous".


Ahora bien, sin entrar en materia sobre una fiesta que a mí personalmente me disgusta pero que respeto a quien quiera ir, como también al que esgrime argumentos sólidos para que se suprima en el mundo entero, lo que no puedo tolerar bajo ningún concepto son iniciativas del todo sectáreas, maleducadas e injustas.


En facebook se creó un grupo llamado "Tú prohíbes los toros, yo no compro productos catalanes", del cual se hicieron eco algunos diarios digitales y que en la actualidad consta de 25 mil seguidores, pasándose la lista de los productos a no comprar, algunos de ellos presumiendo del tiempo que llevan haciendo esta "libre elección", y otros soltando el típico comentario anticatalán que ni discrimina entre unos y otros ni tiene intención de hacerlo.


La primera pregunta que me surge es la siguiente: ¿tan relevante es que la Monumental deje de funcionar en la vida de un ciudadano de Valladolid, de Cuenca o de Alcolea de Cinca para no comprar nada catalán?...

Si en el famoso boicot de 2005 en adelante a raíz del "estatut" se argumentaba (y algunos todavía lo hacen) con que según ellos el IVA de un producto de una marca con sede social en Cataluña iba íntegro a mi comunidad y que había que compensar esa supuesta "injusticia", ¿qué argumentos económicos hay ahora?...


La respuesta es ninguna; sólo hay que fijarse en qué clase de boicot se le han hecho a los productos andaluces después de su famoso estatuto con artículos proteccionistas calcados del catalán o el que le hicieron a Canarias en 1991 cuando su Parlamento libremente decidió prohibir también los festejos taurinos. Evidentemente, ambas iniciativas pudieron ser alabadas o criticadas pero no se llegó a fomentar ninguna clase de odio hacia esas comunidades, ni mucho menos generalizando a todos los andaluces ni a todos los canarios. Y no recuerdo que el Partido Popular llevara dicha prohibición al Constitucional, dicho sea de paso.


La explicación que puedo dar a esto es muy clara: existe un odio latente por parte de un segmento de la población a todo lo que huela a catalán y necesita esta clase de "pretextos" para dar rienda suelta a toda su fuerza y poder así autojustificarse; pretenden, así, hacer pasar por iniciativa "cívica" o "crítica con el nacionalismo catalán" lo que en realidad es una especie de "apartheid" económico que sólo puede funcionar en personas que no tengan otra cosa mejor en qué pensar en sus vidas que en su rechazo a todo lo que significa Cataluña.


Ahora la enésima excusa son las palabras de Puigcercós, que representa a un partido que tiene 21 escaños sobre 135 y al que las encuestas para el domingo otorgan apenas la mitad. Palabras, que quede claro, contestadas por el resto de partidos al unísono (algo que debería hacer reflexionar a más de uno).


El líder de uno de ellos, Ciudadanos, se expresó así ante las iniciativas de boicot por el tema taurino, en unas palabras que no tienen desperdicio: "cuando el nacionalismo busca confrontación y odio, y hay tontos que pican y proponen boicots, el independentismo gana".


Las reacciones viscerales e irracionales no llevan a ningún sitio, y si Cataluña es España, sus productos son tan españoles como los demás (o al menos así debiera ser). Y si por una cosa tan irrelevante como los toros (hay antitaurinos repartidos por toda la geografía hispana) se promueven esas "iniciativas", está claro el nivel de falta de respeto y de odio hacia ciertas comunidades por parte de demasiada gente, por desgracia. Y, por favor, que nadie me responda amparándose en nuestra clase política, pues por el hecho de que a mí me caiga especialmente mal la presidenta de la Comunidad de Madrid no voy a menospreciar a ninguno de los buenos amigos que tengo allí, ni por supuesto voy a dejar de comprar sus productos, como el delicioso turrón de Suchard que llevo para mi cumpleaños de aquí a dos días.


Seriedad, respeto y convivencia, por favor.

sábado, 20 de noviembre de 2010

Tengo una amiga argelina y musulmana... ¿y qué?.


Los que me leen desde hace un tiempo conocen mi afición al estudio de lenguas, y en concreto al inglés y al francés. El estudio de esta última me ha llevado a conocer a personas de países francófonos más allá de los europeos, como es el caso de Maleka, argelina que supera en poco la treintena, musulmana de religión, y partidaria de una Palestina libre donde convivan las personas de diferentes religiones, como la mayoría del mundo árabe, por otra parte desea. Ella considera que el tener ocupado un país en contra de su voluntad también es terrorismo. En esto se puede estar más o menos de acuerdo o no, pero es su posición y la respeto.

Siempre me ha subrayado que en el mundo tiene que haber espacio para Mahoma, para Moisés y para Jesús, y gracias a ella he descubierto cosas que desconocía por completo, como que en Argelia existen iglesias cristianas, lo cual hay cierta propaganda que parece empeñada en negar. Que, por supuesto, no tiene nada en contra de los judíos y en todo caso sí de la intolerancia del llamado "sionismo", que hace una pinza perfecta con los Estados Unidos de América, como todo el mundo sabe.

Por otra parte, también hemos abordado cuestiones como la sangrienta guerra de independencia de Argelia, incluyendo los zarpazos terribles del FLN en los que mi punto de vista más europeísta me había hecho simpatizar más con la causa francesa y con el triste destino de los "pied-noirs", que tuvieron que abandonar su país en 1962 y que encima fueron pésimamente recibidos por ciertos sectores sindicalistas y de la izquierda francesa que los tachaba de colonialistas y que sugería echarlos "à la mer" (al mar).

Ella siempre me ha recalcado que aquellas personas que no estuvieron de parte de las OAS (organización armada francesa que defendió el mantenimiento de la colonización) pudieron quedarse allí perfectamente.
Sea como fuere fue un drama, y más allá de los bombazos indiscriminados de los guerrilleros argelinos que tan bien nos reflejó Gillo Pontecorvo en "La batalla de Argel", no hay que pasar por alto la humillación y explotación interesada de sus recursos que padecían los argelinos en su propia casa.

Es por eso que ella, como es natural quizás, se alegra de que su país sea independiente, pese a la corrupción, -reconocida por ella misma-, de sus gobiernos.

Son muchos los temas que hemos abordado en nuestras charlas en la red, pero por encima de todo ha prevalecido el respeto y la tolerancia. Hoy, a cuatro días de mi cumpleaños me he llevado una sorpresa. Era cierto que Maleka y yo nos habíamos intercambiado nuestras direcciones para mandarnos alguna carta de vez en cuando en español y francés, pues ella es estudiante de nuestro idioma, mientras yo lo soy de su segunda lengua (tras el árabe), la cual por cierto aprenden en la escuela desde pequeños, pese a que el idioma galo ya no es oficial en Argelia.

Ahora bien, lo que no podía esperar es recibir un regalo certificado, un libro de Mohammed Dib, un escritor argelino en lengua francesa perteneciente a la generación literaria de Albert Camus, que tuvo que marchar de su país en 1959, expulsado por las autoridades francesas por apoyar la independencia de Argelia y que, sorprendentemente, en lugar de exiliarse en el Cairo, que era lugar predilecto en estos casos, lo hizo en la propia Francia, llegando a ser profesor univesitario en Los Ángeles primero y en París después.

Un ejemplo que desconocía completamente, de como antes de los "pied-noirs" hubieron otros que también tuvieron que abandonar su patria...

Hoy, queridos amigos, me siento más tolerante y más abierto al mundo que me rodea, y sobre todo, percibo que tengo mucho menos prejuicios. El libro que he recibido "en guise d'amitié" tal y como me ha escrito mi amiga en la primera hoja me ha hecho realmente feliz.
Gracias Maleka, Merci Maleka, Shokran Maleka.